26 de mayo de 2018

author photo

En un lindo estadio pintado de blanco - rojo, el vigente campeón defendió si titulo en Kiev. Derrotó 3-1 al Liverpool en la final, donde sufrió la perdida de su goleador Mohamed Salah, quien tuvo que ser sustituido en el primer tiempo tras su lesión en el hombro izquierdo. En donde la fígura del encuentro fue el galés Gareth Bale anotando doblete.

En el inicio del encuentro, el conjunto de Klopp saldría al campo de juego con el pie en el acelerador. Ahogando las salidas por las bandas del conjunto 'merengue', tratando de bajar el ritmo. Pero los equipos de Klopp son así, provocando algunos errores defensivos. Llegando con un fuerte remate de Marcelo de media distancia, pero el balón se iría desviado sin peligro para el portero Karius.

Sin importar la fiesta en las gradas, el conjunto inglés tendría la más clara del encuentro. Con un lindo remate de pierna derecha, luego de que aprovechara muchos rebotes en la zona defensiva. Pero el portero Tico le decía no, a bajo atajando sin dejar rebote, ahogando el grito de gol a los hinchas rojos

En los últimos minutos del primer tiempo, el árbitro serbio anularía el gol para el Real Madrid. En una jugada muy polémica, sancionando a Benzema que estaba en la línea de gol, minutos más tarde. Volvería a responder con Nacho, apareciendo por la banda derecha. Conectando con el balón de pierna derecha, el balón se iría muy cerca del palo izquierdo, acompañando Karius el disparo, el primer tiempo terminaría con el marcador 0-0

En el segundo tiempo, el vigente campeón sería el primero en abrir el marcador en Kiev. El francés Karim Benzema sería el encargado de abrir el marcador, increible, aprovechando error del portero Karius, con viveza impidiendo el saque de la mano del portero con la pierna derecha, para que el balón entrará en cámara lenta y así celebrar a los hinchas merengues. Pero la justicia haría justo a los ingleses, Mané sería el encargado de empatar el marcador desde el tiro de esquina, aprovechando el cabezazo de su compañero Lovren y así con la punta del botín enviara el balón al fondo de la red.

A lo Cristiano Ronaldo, el jugador galés Gareth Bale sería el encargado de anotar el segundo para los 'merengues' anotando con una chilena. Tras un centro de Marcelo y así vencer al portero Karius que no pudo hacer nada en el gol. En los últimos minutos del encuentro, el galés Bale volvería anotar gol, esta vez con un remate de pierna izquierda de media distancia. Rompiendole las manos al portero Karius que es responsable en el gol.

DEJA TU MENSAJE 0 comentarios


EmoticonEmoticon

Next article Next Post
Previous article Previous Post